Opinión

El pueblo decidirá su destino atendiendo el mandato que le confiere la Constitución

Los venezolanos hemos transitado un largo recorrido de lucha para finalmente encontrarnos en las puertas de la Libertad. Desde el 2015 cuando nos dijeron que era imposible ganar la Asamblea Nacional logramos justamente eso, lo imposible. Más de 14 millones de venezolanos se expresaron y escogieron a los que son hoy nuestros diputados.

En el 2016, frente a la catástrofe del madurismo que ha llevado a nuestro pueblo a comer de la basura y morir por falta de medicinas, luchamos por un Referendo Revocatorio que el Régimen opresor de Nicolás Maduro negó inconstitucionalmente a todos los venezolanos.

Como si fuera poca la violación de nuestros derechos constitucionales y humanos, el CNE ilegítimo de Tibisay Lucena impide las elecciones regionales de gobernadores y alcaldes cerrando así toda posibilidad para que los venezolanos generemos un cambio en Democracia.

Incluso esta Dictadura fracasada nos negó a todos los venezolanos un gesto sencillo de solidaridad que estaba al alcance de sus manos: abrir un canal humanitario para que entraran alimentos y medicinas.

No, la Dictadura de Maduro no sólo puso a nuestro pueblo a pasar hambre, sino que además baila en televisión mientras que con cada paso destruye todo lo que una vez fue Venezuela.

Pero, no es del todo cierto, no todo está destruido, hay algo con lo que Maduro no pudo y no podrá acabar nunca: el amor que siente por nuestro país cada venezolano, sin importar dónde estemos.

Y es por ese amor a Venezuela que hemos llegado aquí. Estamos muy cerca de conquistar nuestra Libertad. Ha llegado la hora de las decisiones trascendentes. Ha llegado la hora de que cada venezolano, uniformado o no, asuma su rol histórico.

El próximo 16 de julio vamos a hacer todo lo que esta Dictadura ha querido impedirnos ilegalmente. Seremos nosotros, el pueblo venezolano y no un cogollo corrupto, quienes decidamos nuestro destino de forma pacífica, constitucional y electoral. Sí, electoral porque a partir de la expresión de nuestra voluntad abriremos las compuertas hacia la última etapa de esta larga lucha.

Estamos muy cerca, venezolanos. ¡Vamos todos a organizarnos, movilizarnos y participar este 16 de julio! Que sea el pueblo quien decida. Que nadie se canse. Ahora más que nunca ¡Fuerza y Fe!

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Close
Close