.

Bitcoin disfruta de su mejor momento en el mercado

La división en dos del bitcoin dio más fuerza a la  criptomoneda, ya que en menos de tres semanas aumentó su cotización de 2.700 dólares a superar los 4.300 dólares.

Los defensores de la moneda señalan que podría quintuplicar su valor en lo que queda de año.

Entre los motivos de la revalorización de la moneda se menciona la nueva versión del software (llamado SegWit2x) que aumenta la velocidad de sus operaciones, así como el incremento de inversores atraídos por la rentabilidad que ofrece.

Fuente: Coindesk y elaboración propia. El País

“Tengo clarísimo que el bitcoin está aquí para quedarse. Es solo cuestión de tiempo que se extienda a más personas. No creo que a corto plazo vaya a tener un uso masivo, pero en campos como el comercio internacional va a ir ganando adeptos”, asegura Leif Ferreira, un joven informático que hace tres años fundó Bit2me, la mayor gestora de bitcoins que existe ahora en España, reportó El País.

Jorge Ordovás, quien dirige un posgrado sobre blockchain en la Universidad Europea de Madrid, explica los motivos por los que la creación del bitcoin cash fue tan traumática para muchos miembros de esta comunidad creada en 2008 bajo los auspicios del criptoanarquismo. “El bitcoin nace en plena crisis con la idea de cambiar el modelo económico y sustituir las decisiones de los humanos, imperfectos por definición, por las de la criptografía, basadas en modelos matemáticos. Pero tras un origen muy ideológico se ha convertido en un negocio”, aclara este experto.

La división de la moneda se produjo entre los grupos que exigían mantener el espíritu inicial, y rechazar que haya más transacciones a costa de que algunas empresas controlen el proceso, y los que querían una moneda más usable. Y por eso este debate atacaba a uno de los grandes principios del bitcoin, que es su carácter descentralizado, como garantía para que nadie lo pueda controlar, reportó El País.

“Bitcoin no trata solo de hacer transacciones de dinero de forma rápida y barata. También tiene que ser transparente y sin control centralizado”, sintetiza Ferreira, que con su start up gestiona compraventas de bitcoins por valor de 20 millones de euros al año.

Alberto Gómez, Jorge Ordovás y Pablo Burgueño, los creadores de NevTrace, notan que cada vez más empresas y organismos se interesan por la tecnología blockchain: desde la Europol, que busca soluciones para los secuestradores que piden el pago del rescate en bitcoins, hasta la Comisión Europea.

“Empresas como Destinia, Prada o Agatha Ruiz de la Prada aceptan pagos en bitcoins. Sospechamos que se hacen muy pocos, pero no se sabe a ciencia cierta cuántos”, asegura Burgueño. Por eso Hacienda ha empezado ya a interesarse por esta tecnología para evitar el fraude a través de esta vía. “Es un sector en el que casi nadie está pagando al fisco y se está evadiendo dinero de forma brutal”, continúa el experto legal de NevTrace.

El 22 de mayo de 2010, un usuario hizo por primera vez una transacción de bitcoins con dinero real. Se ofreció a pagar dos pizzas con su tarjeta de crédito a otro internauta a cambio de 10.000 unidades de esa moneda desconocida que había nacido dos años atrás. Hoy, si hubiera mantenido estos siete años su inversión sin tocarla, esas dos pizzas le habrían ofrecido un beneficio de unos 36,5 millones de euros.

Relacionados: