El Nuevo País .

La XLIX sesión plenaria de Parlasur fue un éxito y seguimos en la lucha

Los diputados de la Asamblea Nacional lograron su continuidad en Parlasur con el apoyo de Argentina y de otros parlamentarios de Uruguay, Brasil y Paraguay.

La semana pasada se realizó la XLIX sesión plenaria del Parlamento del Mercosur. Llegamos a la sesión en Montevideo y nos encontramos con el complot de algunos miembros de la Mesa Directiva del Parlasur quienes, basándose en un dictamen jurídico jalado por los cabellos y hecho por el director jurídico de Parlasur, habían decidido sacarnos como miembros plenos a los parlamentarios de Venezuela elegidos por la legítima Asamblea Nacional (AN).

En el fondo, la estrategia política del Régimen es promover su presión para sustituir a la AN por la espuria Asamblea Nacional Constituyente (ANC), pero gracias a la solidaridad de Lilita Puig, María Luisa Storani, Pablo Iturralde, el domingo (acabando de llegar) me informaron de una reunión que sin la presencia de nuestro Vicepresidente se realizaría para decidir la suspensión de nuestra delegación de nuestros derechos como miembros plenos del Parlasur. La propuesta de algunos parlamentarios de Uruguay, Paraguay y Brasil era dejarnos con derecho a voz.

Como dijimos, en el fondo querían sustituirnos por la representación de la espuria ANC, porque según esos parlamentarios de los países señalados (incluyendo al presidente de Parlasur) no teníamos la cualidad de Estado miembro ya que el CMC había suspendido al régimen de Maduro del Mercosur. Sin embargo, tenían la idea de que la AN había sido disuelta y la ANC tenía la cualidad de estar en Parlasur.

El cinismo de los sectores neopopulistas en América es para coger palco. Critican la decisión del Consejo de Mercado Común de Mercosur (CMC) de Mercosur de aplicar la cláusula de compromiso democrático al régimen de Maduro; pero, al mismo tiempo, pretenden que la ANC repudiada por Mercosur sustituya a la legítima AN en el Parlamento del Mercosur.

Enfrentamos la combinación de intereses para cortarnos la cabeza y el 21 de agosto, en la reunión de la Mesa Directiva, a primera hora nos hicimos presentes en la reunión para defender la legítima AN. El presidente del Parlasur no nos dio derecho de palabra pese a que el parlamentario Jorge Taiana lo solicitara.

Con la fuerza de los argumentos, la autoridad moral que tiene la delegación de Venezuela en el Parlamento de Mercosur, el apoyo de Argentina y de otros parlamentarios de Uruguay, Brasil y Paraguay logramos suspender la reunión y derrotamos a quienes querían brindarle un trofeo a la dictadura con nuestra defenestración como representantes legítimos del pueblo de Venezuela.

En la sesión explicamos que la AN electa por 14 millones de venezolanos es la legítima representación popular. Entregamos el Acuerdo aprobado en la sesión extraordinaria de la AN el 19 de agosto donde desconocimos la usurpación de funciones de la espuria ANC. Entregamos un resumen de la situación actual de los magistrados del TSJ designados legalmente por la AN, el rechazo al allanamiento de la inmunidad parlamentaria de diputado Germán Ferrer y la violación de los derechos humanos.

Fue un éxito. Logramos nuestra continuidad en Parlasur y seguiremos en la lucha. Derrotamos los tentáculos de Odebrecht, las indefiniciones ideológicas de sectores de izquierda y los negocios de la corrupción que hicieron sectores vinculados a Chávez y a Maduro

@williamsdavila

Relacionados: