fbpx
NacionalesSin categoría

Entre la Carta Democrática y la “guerra del pan”

Por Marco Tulio Quintana

VENEZUELA

Luis Almagro, secretario general de la OEA, reactivó el martes 14 de marzo la aplicación de la Carta Democrática Interamericana al gobierno de Nicolás Maduro. El gobierno venezolano reaccionó agresivamente contra el político uruguayo que comanda el bloque regional, acusándolo de reanimar fantasmas imperiales.

Olvida la canciller Delcy Rodríguez que el mecanismo fue institucionalizado el 11 de septiembre del 2001 con la firma aprobatoria del entonces presidente venezolano Hugo Chávez. Fue el fallecido mandatario quien ordenó en el 2009 a su entonces responsable de la política exterior, el actual inquilino de Miraflores Maduro, que activara la Carta contra los supuestos golpistas de Honduras que habían sacado del poder a José Manuel Zelaya.

Dice la OEA en su página web que “el propósito principal de ese instrumento interamericano es fortalecer y preservar a las instituciones democráticas de las naciones de las Américas”. Hay un conjunto de “valores y derechos esenciales” que, si no se cumplen, dan paso a la aplicación de la Carta: respeto por los derechos humanos y las libertades fundamentales; elecciones periódicas, libres y justas; transparencia, probidad y respeto por los derechos sociales; ejercicio del poder sobre la base del estado de recho; sistema plural de los partidos y organizaciones políticas, separación e independencia de los poderes públicos; eliminación de todas las formas de discriminación; derecho y deber de todos los ciudadanos de participar en decisiones relativas a su propio desarrollo.

La falta de cumplimiento de estos valores democráticos es la razón por la cual se pide la activación de la Carta Democrática en contra del gobierno de Maduro.

El único país que se ha mostrado en contra de la Carta, aparte de los esperados, es Costa Rica. La sorpresiva negativa puede tener sus patas cortas tras jalón de orejas que habría recibido el presidente tico Luis Guillermo Solís en conversación con el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence.

Las denuncias contra un grupo de empresarios venezolanos que mantendrían el financiamiento de una operación destinada a socavar el apoyo a los partidos políticos opositores tienen patas arriba el tablero político. El periodista Rafael Poleo señaló a Oscar García, Rafael Alfonzo y Marcel Granier de estar detrás del tinglado. Sin embargo, circula un gráfico atribuido a Poleo que involucra a otras figuras no señaladas por el editor, quien ha negado estar detrás de la mencionada infografía. La autoría sería del portal de noticias SuNoticiero.com, medio con filiación a Primero Justicia.

Lilian Tintori fue expulsada de Ecuador por ordenes del presidente Rafael Correa, quien se negó a que la esposa de Leopoldo López participara en un acto del candidato opositor Guillermo Lasso.

Los partidos políticos opositores más fuertes están consiguiendo superar la validación impuesta por el CNE. Voluntad Popular superó altamente las expectativas, confirmando la vitalidad de la socialdemocracia venezolana. Al cierre de esta edición, Primero Justicia ejercía su turno al bate.

En pleno escándalo de la fosa común encontrada en la clausurada Penintenciaría General de Venezuela, la ministra Iris Varela se presentó en el Comité de Derechos Humanos de la ONU al examen periódico universal. Por supuesto, Venezuela raspó y, también por supuesto, rechazó las observaciones.

Con el frente abierto de la Carta Democrática, Maduro distrae con la “guerra del pan”: la fiscalización de panaderías a las que exige hacer más pan cuando el gobierno, responsable de entregarles la materia prima, no se las entrega.

MUNDO

Un juez de Hawaii rechazó el nuevo veto migratorio de Donald Trump, por lo que el segundo intento de regular quién entra a Estados Unidos tampoco ha podido entrar en acción.

Se calientan los tambores de guerra. Rex Tillerson, secretario de Estado de Estados Unidos, asegura que se les acabó la paciencia con Corea del Norte y no descartan un conflicto armado.

La canciller alemana, Ángela Merkel, visitó la Casa Blanca. A la hora del tradicional apretón de manos en la oficina de Trump, el presidente de Estados Unidos se negó, lo que causó visible molestia en su invitada.

Escocia, notablemente pro-europea, insiste en independizarse de Reino Unido tras el brexit. Theresa May, la primer ministro, trata de apaciguarlos.

Se confirmó que Odebrecht financió la campaña presidencial de Juan Manuel Santos.

Las lluvias azotan a Perú: van 72 mil damnificados y 62 muertos por los fuertes torrenciales.

La ultra-derecha sufrió un duro revés en Holanda con la victoria del actual primer ministro, Mark Rutte.

El conflicto entre Holanda y Turquía subió decibeles: el presidente Erdogan aseguró que los holandeses pagarán caro haber expulsado a sus ministros.

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Close
Close