InternacionalesSlide

Tras cinco semanas de bombardeos, rebeldes sirios abandonan Guta Oriental

Luego de cinco semanas de intensos bombardeos, todos los grupos insurgentes de Guta Oriental aceptaron abandonar sus territorios, lo que se traduce en una victoria crucial para Damasco.

El Gobierno de Bashar al Asad y su aliada Rusia alcanzaron el domingo primero de abril un entendimiento con el Ejército del Islam, mayor facción rebelde en Guta Oriental, para realizar la evacuación de combatientes y civiles

Los rebeldes sirios han comenzado a evacuar la ciudad de Duma, dando vía libre al régimen de Bachar Al Asad para retomar el control total de Guta Oriental, el último bastión insurgente cerca de Damasco. La evacuación de combatientes y civiles ha comenzado con la salida de varios autobuses según informa la televisión siria.
Cuatro autobuses con milicianos de la facción islamista el Ejército del Islam y civiles abandonaron Duma y salieron por el corredor de Al Wafidín, que conecta la ciudad con zonas bajo el control de las autoridades y donde ahora esperan para partir en dirección al norte de Siria.

Rusia, aliada del Gobierno sirio y el Ejército del Islam materializaron un acuerdo para llevar a cabo la evacuación de combatientes y civiles que lo deseen de Duma en dirección a Yarablus y Al Bab, en el norte de Siria y en poder de rebeldes apoyados por Turquía.

El pacto contempla también un intercambio de prisioneros y el despliegue de la policía militar rusa en Duma. Las fuerzas leales al presidente sirio mantenían desde mediados de febrero una ofensiva para arrebatar a los grupos rebeldes el control de Guta Oriental.

Esta ofensiva ha acabado con la vida de más de 1.100 personas, según el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos.

El principal medio de comunicación militar, que está vinculado al Gobierno sirio, informó que la ciudad de Duma tendrá un consejo local bajo la aprobación de Damasco, una vez que se completen las evacuaciones de rebeldes.

De esta manera, Duma volvería a contar con una administración ligada al Gobierno de Bashar al Asad tras siete años de guerra civil. Esa ciudad fue uno de los primeros epicentros de las manifestaciones antigubernamentales que se desplegaron en Siria en marzo del 2011.

Sobre aquellas protestas, el Gobierno sirio respondió con el asedio a la ciudad y otros suburbios alrededor de Damasco. Los bombardeos alcanzaron a hospitales y zonas residenciales, a la vez que bloquearon la entrada de alimentos y asistencia médica. Según activistas locales, más de 100 mil civiles quedaron atrapados en Duma.

Fuente: Las Voces del Mundo

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Close
Close