DestacadoNacionales
Destacados

Delsa Solórzano explica “con peras y manzanas” qué pasó con Zapatero en la AN

A través de un documento, la diputada a la Asamblea Nacional, AN, Delsa Solórzano, hizo pública las razones de abstenerse al voto de la anterior sesión del Parlamento donde declararían no admisible la mediación de Zapatero en Venezuela.

Mi posición sobre el señor José Luis Rodríguez Zapatero es bastante clara: Es un individuo que actuó de forma parcializada con el régimen de Nicolás Maduro mientras estuvo fungiendo como mediador (impuesto por la dictadura), antes, durante y después de las conversaciones en República Dominicana.

Por estas razones queda, a mi juicio, completamente descalificado para participar en ningún proceso que se pudiera emprender en el futuro con el objetivo de alcanzar una solución política a la crisis que sufre Venezuela”, reza parte del comunicado.

Ciudadano Presidente y demás miembros de la Junta Directiva de la Asamblea Nacional

Su Despacho. –

 

Estimados colegas parlamentarios. Me dirijo a ustedes de conformidad con lo establecido en el artículo 96 del Reglamento Interior y de Debates de la Asamblea Nacional, a fin de expresar las razones por las cuales tomé la decisión de abstenerme, en contra de la posición de todos los partidos y en apego estricto a mi derecho constitucional al “voto conciencia” establecido en el artículo 201 de la Carta Magna, en la votación del último punto de la sesión del martes 6 de noviembre en la Asamblea Nacional.

 

Dado que me fue negada la posibilidad de razonar mi voto, tal como pretendía hacerlo en la supra mencionada sesión de la Asamblea Nacional, procedo a expresarlo por esta vía, en los siguientes

 

Términos:1. La dictadura que hoy sufre nuestra Venezuela exige que todos los factores que nos oponemos a ella estemos unidos en la tarea de restablecer la democracia y el desarrollo en nuestro país.

Esta es la exigencia principal de una población que a diario es víctima del hambre, de la hiperinflación, de la falla de los servicios públicos, de la inseguridad, de la inoperancia del sistema de salud y, en general, de todas las penurias que genera el régimen dictatorial de Nicolás Maduro.

No me prestaré pues para auspiciar o apoyar ninguna acción que genere división en los factores de oposición. Mi tarea, de la mano del clamor popular, es propiciar la unión de las fuerzas democráticas.

Ningún debate en la Asamblea Nacional, y mucho menos uno banal sobre la figura del impresentable José Luis Rodríguez Zapatero, debe ser utilizado para mostrar y propiciar fisuras en la oposición. Esto solo le es útil al régimen de Nicolás Maduro y a los que irresponsablemente pretenden crecer sobre la canibalización de las fuerzas democráticas.

  1. Con ocasión de las resoluciones aprobadas por el Consejo de la UniónEuropea y el Parlamento Europeo, fue presentado en el seno de la Asamblea Nacional un

primer proyecto de acuerdo que pretendía respaldar las decisiones aprobadas por estos organismos internacionales, con la finalidad de darles el peso jurídico necesario para poder ser utilizadas en otras instancias dentro y fuera del país, así como agradecer por la aprobación en nuestro favor de las mismas y presionar al régimen en cuanto a aspectos tales como la autopsia independiente que hemos pedido para el concejal Fernando Alban.

Lamentablemente ese objetivo no pudo cumplirse porque se desvió con la inclusión del tema del Sr. Rodríguez Zapatero.

Antes de dar el debate, la presidencia declara Comisión General y al concluir esta, regresan los parlamentarios designados con 2 acuerdos.

El primero, respalda a la Unión Europea y definir las características que debe cumplir un eventual proceso de mediación, diálogo o solución política, sin mencionar al Sr. José Luis Rodríguez Zapatero, si bien de su lectura se deduce una alusión indirecta al mismo y al carácter inaceptable de su participación como posible mediador.

El segundo de los acuerdos expresa prácticamente lo mismo, pero mencionando con nombre y apellido a Rodríguez Zapatero. Fueron presentados pues 2 proyectos, en ninguno de los cuales se hacía mención a la declaración de “persona non grata” del inefable Rodríguez Zapatero (esta competencia es exclusiva del Ejecutivo Nacional, a tenor de lo que dispone el artículo 9 de la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas), ni tampoco acerca de ningún voto de censura sobre su persona (esta figura solo es aplicable a los ministros y al Vicepresidente de la República, según lo dispone el artículo 187, numeral 10, de la Constitución).

La simple lectura de ambos textos permite comprobar lo que aquí expresamos. En mi opinión debían hacerse 2 acuerdos diferentes, a saber, uno con el tema de la Unión Europea y el Parlamento Europeo y otro relativo al rechazo absoluto del Sr. Rodríguez Zapatero como representante de la oposición en cualquier proceso.

Es deleznable pretender ganar aplausos y a la vez generar odios, sobre una premisa que es completamente falsa, dirigida claramente a engañar en su buena fe a quienes la escuchan.

En pocas palabras, ninguno de los tantas veces mencionados acuerdos dice lo que mucha gente cree que dicen, resultado la aprobación de los mismos completamente inútil a los fines de unificar las posturas dentro de la AN, o de presionar a la dictadura para dar cumplimiento a las exigencias de la Unión Europea. Su única utilidad era dividir a la oposición. Ni unos apoyan a Zapatero, ni los otros lo declaran “persona non grata”. No hay buenos ni malos.

 

  1. Mi posición sobre el señor José Luis Rodríguez Zapatero es bastante clara: Es un individuo que actuó de forma parcializada con el régimen de Nicolás Maduro mientras estuvo fungiendo como mediador (impuesto por la dictadura), antes, durante y después de las conversaciones en República Dominicana. Por estas razones queda, a mi juicio, completamente descalificado para participar en ningún proceso que se pudiera emprender en el futuro con el objetivo de alcanzar una solución política a la crisis que sufre Venezuela. No necesitaba ni necesito ratificar esto en un debate que solo servía para mostrar una división indeseable y, en este caso, ficticia en la oposición. En efecto, al día siguiente de este debate, representantes tanto de los partidos políticos que votaron por una opción, como los que votaron por la otra, estuvieron sentados juntos en una rueda de prensa del Frente Amplio anunciando la vía hacia el Congreso Por la Venezuela Unida que convoca esta instancia.

 

  1. Las consecuencias del debate estéril sobre el personaje de José LuisRodríguez Zapatero, hicieron solapar los resultados de otros debates verdaderamente sustanciales que se produjeron ese día en la Asamblea Nacional. Tal es el caso de la declaración como inconstitucional e ilegal del nombramiento del Contralor General de la República que hiciera la espuria Asamblea Constituyente (ANC); la declaración de ilegalidad de la aprobación del presupuesto aprobado por la ANC ilegítima; así como el debate sobre la masacre cometida por el ELN contra efectivos de la Fuerza Armada Nacional en Amazonas, en el que, por cierto, solicité que se tramitara un voto de censura (en este caso, pertinente y constitucional) contra Vladimir Padrino López, quien funge como Ministro de la Defensa del régimen de Nicolás Maduro.

 

  1. Nadie va a descalificar mi intachable trayectoria de más de 20 años como dirigente político democrático y luchadora por los Derechos Humanos, con mentiras y manipulaciones motivadas por intereses bastardos y personalistas. Mi trabajo honesto y constante seguirá estando al lado de los presos y perseguidos políticos y al lado del pueblo empobrecido y atropellado por la dictadura de Nicolás Maduro. Finalmente, debo reiterar mi admiración y respeto a todos mis compañeros parlamentarios. Todos, sin excepción, son extraordinarios dirigentes, todos hacen grandes sacrificios por cumplir con la labor para la que el ciudadano nos eligió, todos deben sentirse orgullosos de representar a la Venezuela del futuro. Como venezolana les doy las gracias por su sacrificio, por su entrega, por su valentía al enfrentar a la dictadura, por seguir en la Asamblea Nacional a pesar de las dificultades. Sigan contando conmigo, amigos, sobre todo en las malas. Aquí estaré para ustedes, para todos ustedes, siempre. Concluyo con las palabras que mi hermano Juan Requesens, nos envía desde la prisión:“Vamos a enfocarnos en los verdaderos problemas del país”.

Con información de Venezuela Unida/La Patilla 

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Close
Close