fbpx
Tecnología

Muere Evelyn Berezin, creadora del primer procesador digital de textos

Evelyn Berezin era una de las muchas mujeres que quedaron en el olvido en el universo tecnológico, pese a su enorme aportación a las ciencias de la computación.

La ingeniera norteamericana está considerada como la creadora hace casi medio siglo del primer sistema informático para gestionar las reservas de avión y diseñó un ordenador para editar textos, mucho antes de que Microsoft irrumpiera con el Word o de que Google lo ofreciera gratis en la nube con Docs.

Esta pionera de la era digital falleció el 8 de diciembre en Nueva York, a los 93 años. Berezin trabajaba para el fabricante de las máquinas de escribir Underwood cuando se le ocurrió la brillante idea con la que cambió por completo el trabajo de las secretarias. Pero por aquel entonces los ordenadores estaban aún en una fase muy incipiente en su desarrollo, no eran fiables y su capacidad de memoria era muy limitada, así como la velocidad para procesar las órdenes.

Hasta que llegó la tecnología de los transistores y de golpe se expandió la potencia de las computadoras, así como las comunicaciones. Berezin diseñó el primer sistema central de reservas de United Airlines cuando trabajaba para Teleregister y otro similar para gestionar la contabilidad de la banca a nivel nacional. En 1968 empezó a trabajar en la idea de un ordenador que procesara textos, utilizando pequeños circuitos integrados. Al año decidió dejar la empresa para crear la suya propia, que llamó Redactron Corporation.

Lea también: Aeronave OSIRIS-REx descubre agua en asteroide

Escalar posiciones en una compañía hasta ocupar un cargo de gestión era casi imposible en esa época. Así que crear su propia empresa se convirtió en la única opción que tuvo para avanzar. El equipo que dirigió diseñó, desarrolló y comercializó del que está considerado como el primer sistema de procesamiento de textos. Eran solo nueve empleados y tuvieron que crear sus propios chips.

El primer sistema se entregó en 1971. Lo llamaba Data Secretary y tenía el tamaño de un pequeño frigorífico. El principal competidor de Redactron era IBM, pero los ordenadores de Big Blue dependían aún de una tecnología anticuada. Berezin iba un paso por delante de sus rivales y para 1975 su compañía en Long Island ya contaba con una plantilla de casi medio millar de empleados. Los problemas financieros y el empuje de su rival le llevaron a venderla a Burroughs Corporation en 1976.

Berezin estudió física por la Universidad de Nueva York. Su primer empleo fue con la compañía Elecom, dedicada a fabricar ordenadores. Tras tres décadas diseñando y desarrollando equipos informáticos y programas, cambió de rumbo su carrera para dedicarse a hacer de consultora tecnológica a compañías. Durante los años 1980 dirigió un fondo de capital riesgo que invirtió en empresas emergentes.

También es propietaria de nueve patentes. “Nunca tuvo miedo de desafiar la norma”, se puede leer en el obituario publicado en la prensa local neoyorquina anunciando su funeral. En reconocimiento a su contribución a la industria de la computación, fue nombrada hace tres años miembro del Computer History Museum en Mountain View y fue elegida para el Women in Technology Hall of Fame.

Fuente: elpais.com/Sandro Pozzi

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Close
Close