fbpx
Nacionales
Destacados

FRANCISCO POLEO: Los militares venezolanos están sujetos a una cuenta regresiva para acogerse a la amnistía que la AN les ofrece y EE.UU. aceptaría

El Perdón Militar

***Los militares venezolanos están sujetos a una cuenta regresiva para acogerse a la amnistía que la AN les ofrece y EE.UU. aceptaría.

Por FRANCISCO POLEO

La salida será militar o no será. Estados Unidos juega a varias bandas, cumpliendo siempre con el manual. Mientras la Casa Blanca calienta a la opinión pública sobre la necesidad de actuar cuanto antes en Venezuela, ofrece a los militares venezolanos pasar la página si se pliegan a la Ley de Amnistía propuesta por la Asamblea Nacional.

No cabe la ingenuidad de que solo ocurre lo que ocurre frente a las cámaras. Las negociaciones en este momento son intensas y participan todos los actores involucrados. La Casa Blanca, el Grupo de Lima, dirigentes opositores, la Unión Europea, México, Uruguay y hasta dirigentes chavistas pero no maduristas se mandan mensajes constantes con la cúpula civil del régimen de facto. Sobre todo, con el Alto Mando Militar. No es la primera vez que los ocupas del Palacio de Miraflores han estado a punto de salir. Hubo un momento en 2017, no tan cumbre como éste, en que las protestas llevaron a muchos rojitos a pedir un salvoconducto para abandonar el barco. No se les pudo garantizar la vía de escape, la represión arreció, las manifestaciones se desinflaron y se salvaron.

Hoy estamos otra vez en el punto en el cual se negocia el salvoconducto, pero con una mano mucho mejor porque el cerco internacional ya es físico con la ayuda humanitaria en las fronteras. Cuando Marco Rubio y John Bolton le insisten a Padrino y al resto del Alto Mando Militar que la Amnistía que les otorgue el gobierno de Juan Guaidó será respetada en EE.UU. y en el mundo, no le hablan al aire. No lo dicen por no dejar, por ver qué pasa. Lo dicen porque es uno de los requerimientos de los delincuentes que tienen tomado un palacio presidencial con 30 millones de rehenes dentro y negocian con la policía que los tiene rodeados los términos de su escapatoria.

Sin embargo, mientras Rubio y Bolton muestran la zanahoria, Mike Pompeo, en entrevista transmitida a la hora de mayor audiencia en el canal más visto por la base del partido Republicano, saca el palo recordando que en Venezuela hay células activas de Hezbollah. Si algo no perdona EE.UU. es el fundamentalismo islámico. La pelea con China y Rusia es por intereses, pero la pelea con el yihadismo la consideran existencial. Recordemos lo dicho por ese hombre enrevesado llamado Pepe Mujica: “en última instancia si EE.UU. no tiene más remedio que intervenir, va a intervenir”.

Mejor Madrid que Guantánamo. Acójase al perdón militar.

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Close
Close