fbpx
ColumnistasNacionales
Destacados

RAFAEL SIMÓN JIMÉNEZ: Construir acuerdos

Construir acuerdos

Rafael Simón Jiménez

Tiempo de verdades – RAFAEL SIMÓN JIMÉNEZ

 

La unidad amplia y sólida, de todas las fuerzas políticas y sociales que se oponen a la continuidad del desastre actual, es requisito indispensable para garantizar la sustitución del régimen que desgobierna a Venezuela, y el impulso de una transición exitosa  que asegure la reconstrucción material, espiritual y moral del País.

El diseño de una estrategia inteligente y asertiva, que potencie las ventajas comparativas de poder aglutinar, organizar, motivar y movilizar a más del 80% que repudia la continuidad del actual desastre, es junto a la unidad, los dos pilares sobre los que debe descansar la conducción opositora, cuyo objetivo de corto plazo debe centrarse en lograr las condiciones electorales favorables para que la decisión de cambio del pueblo venezolano pueda expresarse contundentemente, asegurando la salida pacífica, cívica, electoral y constitucional, que le ahorre a nuestra martirizada Venezuela mayores divisiones y  desgarramientos.

Lo que si resulta un imperdonable disparate, destinado de antemano al fracaso, es que sectores que tienen protagonismo en la dirección opositora, proclamen la consigna de que este gobierno solo “ sale por la fuerza “, y uno podrá preguntarles: ¿ Por cuál fuerza? Por la fuerza militar interna, que a pesar de las evidentes fisuras en su interior, ha actuado incondicionalmente al servicio del régimen, sintiéndose incluso como los verdaderos factores de su continuidad y atornillamiento, o por la fuerza venida del exterior, que además de indeseada, se constituye en una auténtica quimera, cuya versión  más grafica  la representan los ancianos de la supliciada Cuba, que tienen más de 60 años, de desesperanzas con la mirada perdida desde el malecón en el inmenso mar Caribe esperando que aparezcan los “marines “ salvadores.

Por eso desde todas partes del  mundo e incluso desde los Estados Unidos, país en que los vociferantes radicales tienen puesta su esperanza, lo que llegan son mensajes que invitan al gobierno y la oposición Venezolana, a retomar las negociaciones iniciadas en Noruega y Barbados, planteando que solo mediante la negociación y los acuerdos entre el gobierno y la oposición Venezolana es posible abrir un camino cierto para la transición que con tanta angustia y tantos padeceres  espera la mayoría de los venezolanos.

La terrible crisis que sacude al país  no tiene otra vía de solución, que no pase por restituir los encuentros y construir unos acuerdos, que nunca van a satisfacer la totalidad de las exigencias y aspiraciones de cada una de las partes.  Lo ideal y deseable para Venezuela seria no el “cese de la usurpación “sino que este gobierno se hubiera ido hace mucho tiempo ahorrándole a Venezuela toda la calamidad y destrucción que ha propiciado, pero para decirlo con el viejo adagio popular “deseos no empreñan “y en política solo es posible alcanzar los objetivos que se correspondan con los respaldos reales con que se cuenta, y con la situación que los favorezcas.

Insistir en objetivos que el tiempo y la realidad ha demostrado como inviable solo conduce al fracaso y más lamentable aun a incrementar los niveles de frustración y desencanto de una Venezuela, que bajo los reiterados errores de una dirigencia opositora que no ha dado “pie con bola en veinte años “, ha visto prolongar su desgracia.

Volver a la mesa de negociación, construir una unidad amplia, sólida y profunda, y perseverar en el camino democrático, pacifico, cívico y electoral es la  única via posible, para al fin pavimentar el camino de la victoria.

Tags
Mostrar más

Artículos relacionados

Close
Close